EL PERIODISMO DE MASAS

Introducción al tema periodismo de masas:

En los últimos años del s. XIX y principios del s. XX, surge en EE.UU y algunos países de Europa una nueva generación de periódicos conocida como ‘New Journalism’, que acabará siendo conocido como el ‘periodismo de masas’. Alrededor de este tema hemos desarrollado nuestra intervención. Hablaremos sobre cómo y en qué contexto surgió este periodismo de masas y cómo fue evolucionando, del funcionalismo del periodismo de masas y su utilidad, sobre todo, durante el s. XX. También sobre dos de las corrientes más destacadas del periodismo de masas, el sensacionalismo y el amarillismo, y por último, analizaremos algunas visiones críticas hacia el periodismo o la comunicación de masas.

Aparición de la prensa de masas.

En los últimos años del siglo XIX y primeros del siglo XX, surge en EE.UU y algunos países de Europa una nueva generación de periódicos conocida como “New Journalism”, cuyo máximo exponente sería el diario The World de Joseph Pulitzer.

Esta novedosa prensa cuenta con ciertas características; incluyen muchas páginas de publicidad, se establecen en grandes edificios y obtienen unos beneficiosos nunca vistos hasta entonces. Las tiradas de las prensas aumentaron notablemente.                                                          El periódico  se convierte en un bien de uso y de consumo. Se vende a un precio bajo y ofrece a sus lectores un producto atractivo y completo.

Su presencia en la sociedad, la prensa, la convierte en un instrumento que crea gran influencia. Ese exceso de poder les va a permitir provocar manipulaciones de todo tipo. De esta manera, surgiría la prensa amarilla, cuyo máximo representante fue Hearst, con su diario “The New York Journal”. Esta fórmula acabo fracasando, sin embargo, los grandes beneficios económicos que obtuvieron  estos periódicos permitieron la creación de poderosos monopolios informativos como Pulitzer, Hearst, RCA. Etc.

En respuesta al amarillismo surgieron en esta misma época periódicos de elite de información general como “New York Time”. Este diario crearía un nuevo modelo de hacer periodismo basado en la documentación exhaustiva y en el análisis de los hechos. En España lo más parecido que podíamos encontrar era “El Imparcial” y “El Liberal”.

El periodismo de masas.

El comienzo del periodismo de masas tiene como uno de sus precursores las propagandas bélicas, lo que hoy podemos llamas las relaciones públicas. El primero gran caso del siglo XX es el sucedido en EUU. Una población americana con ideas de no intervenir en la primera guerra mundial, algo que quedaba en oposición con el gobierno estadounidense de aquel entonces (Woodrow Wilson). Para cambiar este hecho se creó la Comisión Creel, un comité formado por publicistas, artistas, periodistas… que con escaso margen de tiempo (seis meses) consiguió cambiar aquella población pacifica por una belicista y con ganas de guerra. Utilizó iconos en pancartas, historias inventadas sobre atrocidades cometidas por soldados alemanes contra niños belgas en la radio; o el mayor medio de masas a su disposición, el cine. La población estadounidense, ni se percató del engaño, incluso creyó que el cambio había sido su propia voluntad.

Esta comisión creo escuela: sus mismas técnicas fueron usadas en toda la guerra fría, “el miedo rojo” permitió al gobierno de EEUU, en los inicios de la guerra, desmantelar cualquier sindicato, cooperativa o comuna supuestamente comunistas, además con el completo apoyo popular.

Este tipo de periodismo, el de masas, tiene la peculiaridad de que va dirigido a un grupo inconcreto de la población, se podría de que a toda la población en conjunto, y no a informar a los individuos concretos, como podría hacer un medio que busca su porcentaje del mercado de la información.

Amarillismo periodístico

El concepto de “amarillismo” nace del conflicto entre Joseph Pulitzer con su diario The New York World, y William Hearst con The New York  Journal a principios del siglo XX.

El término se refiere al sensacionalismo usado en este tipo de prensa por medio de titulares impactantes, abundancia de imágenes y noticias de accidentes, crímenes y enredos políticos. Todo esto crea un tirón mediático que no está respaldado por un conocimiento fiable de los hechos ni por tener un carácter informativo, en muchos casos, se llega a cruzar la línea de lo objetivo para crear más audiencia.

Pocos fueron los gobiernos que han presionado a los medios de comunicación para evitar estos comportamientos. El más representativo fue Ernesto Ponce de León, presidente de México a finales del siglo XX.

Es comprensible el poco afán de los políticos por no entrar en disputas con este tipo de prensa ya que podrían cargar contra ellos debido a su gran audiencia.

 

 

La manipulación de los medios de comunicación.

No son pocas las personas que creen que los medios de comunicación manipulan la información con el fin de controlar la sociedad o simplemente evitar que sepan más de lo que algunas personas creen conveniente que sepa el público, por eso, Sylvain Timist realizó un escrito con las 10 estrategias que más utilizan los medios de comunicación.

Dice Timist, que los medios de comunicación tratan de desviar la atención del público hacia temas menos relevantes, intentando mantener al público en la ignorancia y en la mediocridad para que no puedan liberarse de esa manipulación que algunos medios tratan de ejercer. También crean problemas para luego ofrecer soluciones, se dirigen al público como si fuesen personas de poca edad, esperando obtener así una respuesta propia de personas de corta edad, intentan que las personas se dejen llevar por sus emociones, sus ideas, sus deseos o sus miedos, evitando que reflexionen por ellos mismos y anulando el sentido crítico de los individuos.

Es difícil averiguar cuánto tienen de cierto estas estrategias, pero como hemos comentado anteriormente, existe un gran número de personas que así lo creen y que desconfían de los medios de comunicación. ¿Tienen razones para ello? En el caso de que así sea, ¿qué tratan de ocultar los medios o  las personas que controlan los medios?

Bibliografía:

 

Timist, S. (2002). 10 estrategias de manipulación. Descargado el 2 de marzo de 2015 de: http://www.unitedexplanations.org/2013/02/04/las-10-estrategias-basicas-de-manipulacion-mediatica-doctrina-del-shock-noam-chomsky-y-otros/

Gómez Aparicio, P. (1967). Historia del periodismo español. Editora Nacional: Madrid.

Chomsky, N. (2008). Control de los medios de comunicación, 5ª ed.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s